;

Usted es el templo de Dios (Parte 10)

Description

¿Se siente mal por hacer una pausa para descansar?

Descanse

Casi todo el mundo sabe que es malo ser perezoso; y usted sabe la ley bíblica al respecto: “el que no trabaje, que no coma”. Bueno, lo opuesto es igualmente malo. Los adictos al trabajo se pueden hacer daño, y a su familia. Los que se sienten siempre culpables por el tiempo que le dedican al reposo necesitan que se les dé permiso para descansar.

El mismo señor Jesús se retiró por lo menos cuatro veces para descansar y recargar energías para los rigores de Su ministerio y para la terrible experiencia final. Aprovechó la oportunidad de dormir cuando Su cuerpo necesitó descanso, incluso cuando los discípulos sacudidos por una tormenta pensaron que debía estar despierto: “Él estaba en la popa, durmiendo sobre un cabezal” (Marcos 4:38).

La vida es una maratón, no un una carrera de velocidad. Cuide su templo. Delegar es bueno. Es bueno dejar cosas para mañana. Es bueno dejar que Dios haga cosas durante la noche. Practique el relajamiento todos los días. Cierre los ojos sin sentirse culpable.

Related
La Armadura de Dios: Soy embajador en cadenas
Mark Jeske
Una esposa sierva
Mark Jeske
Cree una cultura de siervo
Mark Jeske
Confusión durante momentos de pérdida
Mark Jeske
Un regalo especial
Mark Jeske
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple