Una cuestión del corazón

Description

Cuando damos, oramos o ayunamos, no lo hacemos para recibir el aplauso o el reconocimiento de los hombres.

Dios se preocupa profundamente sobre las motivaciones de nuestros corazones. En el devocional anterior, vimos que el corazón es de suma importancia a la hora de dar. En Mateo 6:6, 17–18, se nos muestra lo importante que el corazón es para Dios.

Primero, Jesús trata con nuestro corazón cuando oramos:

"Pero tú, cuando te pongas a orar, entra en tu cuarto, cierra la puerta y ora a tu Padre, que está en lo secreto. Así tu Padre, que ve lo que se hace en secreto, te recompensará."

Después, Él trata con nuestro corazón cuando ayunamos:

"Pero tú, cuando ayunes, perfúmate la cabeza y lávate la cara para que no sea evidente ante los demás que estás ayunando, sino solo ante tu Padre, que está en lo secreto; y tu Padre, que ve lo que se hace en secreto, te recompensará."

Jesús quiere que usted y yo oremos con el corazón correcto, sin buscar la alabanza de otros. Y lo mismo es verdad con el ayuno. Cuando usted ayune, no debería avisar a todo mundo.

Cuando usted ayune, si alguien le dice: “¿Te gustaría ir a almorzar conmigo?” y usted responde: “No puedo, estoy ayunando”, quizás ellos piensen: “¡Wow, qué espiritual!”, pero esa es toda la recompensa que usted recibirá, ahí mismo. Así que, ¡disfrútela!

¿Qué es lo que Jesús está enseñándonos? Cuando damos a los pobres, cuando oramos, cuando ayunamos, no lo hacemos para recibir el aplauso o el reconocimiento de los hombres. Lo hacemos por obediencia a Dios, por amor a nuestro prójimo y para ayudar a alguien más que está intentando sobrevivir un día más en este planeta.

Por eso debemos hacerlo. Esa es la motivación correcta del corazón.

Please register for a free account to view this content

We hope you have enjoyed the 10 discipleship resources you have read in the last 30 days.
You have exceeded your 10 piece content limit.
Create a free account today to keep fueling your spiritual journey!

Already a member? Login to iDisciple

Related
Eligiendo orar en lugar de preocuparnos
Ama a Dios Grandemente
Ojos velados
Itiel Arroyo
Clave #2 para la oración eficaz – estar conectado
Bayless Conley
El corazón de la cuestión
Bayless Conley
El sistema de navegación de Dios
Bayless Conley
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple