Un don espiritual

Description

Sólo hay una razón por la cual Dios suministra un excedente de riqueza a un cristiano.

“Seréis enriquecidos en todo para toda liberalidad, la cual por medio de nosotros produce acción de gracias a Dios” – 2 Corintios 9:11

Sólo hay una razón por la cual Dios suministra un excedente de riqueza a un cristiano: para que él o ella tenga suficiente para cubrir las necesidades de los demás. La verdadera riqueza viene con el don de dar. Dios promete Sus bendiciones a todos los que dan libremente y promete Su maldición a los que atesoran, roban, codician o idolatran.

El apóstol Pablo define la razón por la cual tener riquezas como la satisfacción de las necesidades de los santos. En el versículo bíblico de hoy, el don de dar se define como la base para una vida desinteresada de devoción a los demás.

Ser un cristiano rico establece una responsabilidad más grande que la de ser un cristiano pobre. El ser rico o pobre es una cuestión de la providencia dentro de la voluntad de Dios, y Él nos dará solamente lo que somos capaces de manejar.

Sin embargo, las funciones y responsabilidades de la riqueza son muy pesadas debido a las tentaciones. Puedes salir fuera del plan de Dios simplemente por una actitud.

El estar contentos sin Dios en nuestra abundancia es un pecado mucho más sutil que robar. Simplemente nos deslizamos fuera de la voluntad de Dios y nunca nos damos cuenta de ello hasta que nos llega la calamidad.

La responsabilidad del cristiano es impresionante y aleccionador. Dios, en su plan eterno, ha decidido usarnos para cumplir Su obra. Un día, todos debemos estar delante de Dios y rendir cuenta de lo que hemos hecho con Sus recursos.

Dios permite una acumulación de riqueza para que su pueblo pueda ejercer el don espiritual de dar.


Lectura Bíblica Diaria

Éxodo 32-34

Please register for a free account to view this content

We hope you have enjoyed the 10 discipleship resources you have read in the last 30 days.
You have exceeded your 10 piece content limit.
Create a free account today to keep fueling your spiritual journey!

Already a member? Login to iDisciple

Related
Cómo Elegir a la Hora de Dar
Dr. Andrés Panasiuk
La Mayordomía (Parte 1)
Guillermo y Milagros Aguayo
La Mayordomía (Parte 2)
Guillermo y Milagros Aguayo
Una vida abundante (Parte 2)
Juan Vereecken
El propósito de la prosperidad
John Piper
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple