Tres pasos para tener un caminar más íntimo con Dios

Description

Sin importar cuán cerca hemos caminado con Dios, es importante analizar cómo es nuestro presente con Él.

¿Cómo está tu relación con Dios? ¿Puedes hacer un ejercicio sincero y analizar en este momento si estás caminando íntimamente con Él? Y es importante que lo que analices sea en el tiempo presente, sin importar cuán cerca caminaste con Dios antes. Hablo de ahora.

¿Algo ha cambiado? ¿La relación ha ido a más o a menos? ¿Echas de menos esa comunión vibrante con Dios o, por el contrario, nunca has caminado más cerca de Él? 

Si crees que este es el momento en el que debes avanzar en tu relación con el Señor y estás buscando un grado mayor de intimidad con Él, hay tres pasos absolutamente necesarios que debes dar:

1. Confesar el pecado en tu vida.

La Palabra de Dios es más clara que el agua. Si sientes un muro entre tú y el Señor, si crees que tus oraciones no llegan a destino, mira tu vida con mucho cuidado y busca ese pecado que te está reteniendo. Dios es Santo. A través de la sangre de Jesucristo nos limpia de pecado, pero una vida de pecado habitual no confesado va a romper esa intimidad que tanto anhelas.

Examíname, oh Dios, y conoce mi corazón; Pruébame y conoce mis pensamientos; Y ve si hay en mí camino de perversidad, Y guíame en el camino eterno”, Salmo 139:23-24

2. Tener un tiempo diario con el Señor.

Esto no es negociable, no depende de las ganas. Toma tiempo construir una amistad y, de la misma forma que inviertes tiempo en tu relación con otras personas, también debes hacerlo con el Señor ¡Es tu relación más importante! No puedes dejar a un lado tu devocional, tu tiempo de lectura, meditación y oración, y pretender tener una relación profunda con Jesús... simplemente, no va a pasar.

Dios, Dios mío eres tú; De madrugada te buscaré; Mi alma tiene sed de ti, mi carne te anhela, En tierra seca y árida donde no hay aguas”, Salmo 63:1

3. Orar como si tu vida dependiera de ello.

La oración es lo que le da vida a la fe. Si no oras, no hay forma de que puedas estar cerca del Señor. A veces recurrimos a Dios en oración cuando estamos en una situación desesperada, casi de vida o muerte... ora así siempre, ora como si tu vida dependiera de ello, ora como si no pudieras esperar un minuto más para hablar con el Señor y hazlo con regularidad.

Cercano está Jehová a todos los que le invocan, A todos los que le invocan de veras”, Salmo 145:18

¿Qué es lo que te ayuda a tener una relación más íntima con Dios? ¿Hay algo que te esté impidiendo tener un caminar más profundo con Jesús? 

Please register for a free account to view this content

We hope you have enjoyed the 10 discipleship resources you have read in the last 30 days.
You have exceeded your 10 piece content limit.
Create a free account today to keep fueling your spiritual journey!

Already a member? Login to iDisciple

Related
¿Es Dios demasiado grande para las pequeñas cosas?
Aviva Nuestros Corazones
Cultivando un corazón agradecido en medio de la enfermedad
Aviva Nuestros Corazones
Desafío a dar gracias (Día 16)
Wendy Bello
Incomparable
Maestras del Bien
Enemigos de la oración
Maestras del Bien
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple