;

Tiempo de Poda

00:00

Description

Así como un jardín necesita ser podado para que florezca, Dios necesita remover ciertas cosas de nuestras vidas para que demos un mejor fruto.

“Yo soy la vid verdadera, y mi Padre es el labrador. Toda rama que en mí no da fruto, la corta; pero toda rama que da fruto la poda para que dé más fruto todavía... Yo soy la vid y ustedes son las ramas. El que permanece en mí, como yo en él, dará mucho fruto; separados de mí no pueden ustedes hacer nada”. – Juan 15:1-2,5 NVI


Después de escuchar el devocional, medita en los siguientes puntos:

 

Esta mañana me levanté pensando...

… en un jardín y lo que necesita para florecer.

1. La poda es uno de los procesos indispensables para que un jardín florezca y de fruto, pues quita todo lo innecesario y lo que impide crecer.

2. Se requiere poda cuando las ramas y los capullos no son los mejores, no se recuperan de enfermedades o deben retirarse porque murieron y reducen el espacio para que otras ramas puedan crecer.

3. Jesús = Vid verdadera. Padre = Labrador. Nosotros = Ramas.

4. Jesús está en nuestra vida con un propósito específico. Se relaciona con nuestra cotidianidad y está presente en cada paso que damos y cada cosa que hacemos.

5. El propósito de la poda es que la rama de más fruto. Graba esto en tu corazón: es necesario podar algunas cosas de tu vida con la finalidad de que des más fruto, que seas más productivo y eficiente

Related
Tres realidades sobre el amor de Dios
Edurne Mencía
La parábola del Buen Pastor
Primeros15
El máximo potencial
Pastor Mao
Obediencia Incondicional
Pastor Mao
Efecto dominó
Pastor Mao
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple