;

Sane

Description

Al recibir la sanidad de Cristo, podemos ayudar a otros que han sido heridos por otras personas.

"Usted es un estúpido". "Usted es un inútil". "Nunca llegará a nada". "Lo odio". "Usted es un perdedor".

Espero que usted nunca haya escuchado esas palabras, y espero que nunca las haya dicho. Pero muchas personas que usted conoce han sido golpeadas con palabras como esas.

Ese tipo de palabras le pueden hacer daño permanente a una persona. El mundo está lleno de adultos lacerados que fueron muy heridos hace mucho tiempo cuando eran niños. Y ahí es donde entra usted: “Hay hombres cuyas palabras son como golpes de espada, pero la lengua de los sabios es medicina” (Proverbios 12:18).

Nuestros espíritus heridos han sido sanados, y siguen siendo sanados, por los mensajes de amor del Evangelio de Dios. Es muy emocionante ser útil a Dios mediante la transmisión de su bondad a las personas que tienen tan gran necesidad de ella.

Practiquemos: “¡Buen trabajo!” “Me gusta mucho lo que ha hecho con su casa”. “Le tengo mucho aprecio”. “Gracias por ser mi amigo”. “Aprecio su consejo”. “Le tengo un gran afecto”.

Related
Edifique
Mark Jeske
En el equilibrio
Bayless Conley
¿Crítico o exhortador?
Bayless Conley
Recompensas
Pastor Mao
Fortalecer a la familia
Sixto Porras
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple