Ore por su país

Description

Si se esperaba que los israelitas oraran por Babilonia, ¿cuánto más debemos orar por la nación donde nos puso Dios?

En las visiones que recibió Daniel de los cuatro grandes imperios que habían de gobernar el Oriente Medio en el siguiente milenio (capítulo 7), el imperio Babilónico, en cuyo gobierno estaba sirviendo, fue representado como una bestia.

El mismo Daniel había sido deportado de Judea como un cautivo reacio después de la derrota de los ejércitos de Judea. Los soldados de Babilonia habían saqueado el templo y habían llevado al oriente los vasos sagrados de la adoración.

Sin embargo, el profeta Jeremías les dijo lo siguiente a los exiliados en Babilonia: “Y vosotros no prestéis oído a vuestros profetas, adivinos, soñadores, agoreros o encantadores, que os hablan diciendo: No serviréis al rey de Babilonia” (Jeremías 29:7).

Si se esperaba que los israelitas oraran por Babilonia, ¿cuánto más se desbordarán nuestros corazones orando por nuestro país? ¡Es un lugar maravilloso para vivir! ¡Cuán preciosas son nuestras libertades personales y religiosas! ¡Cuán bendecidos somos! ¡Gracias, Señor!

Please register for a free account to view this content

We hope you have enjoyed the 10 discipleship resources you have read in the last 30 days.
You have exceeded your 10 piece content limit.
Create a free account today to keep fueling your spiritual journey!

Already a member? Login to iDisciple

Related
Dios y tu corazón
Jonathan Domingo
Siguen las dudas
Ministerios Nuestro Pan Diario
Cómo descubrir la voluntad de Dios
Dr. Charles Stanley
Considera el costo
Larry Burkett
Desenmascarando al necio
Pastor Mao
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple