;

No tengas miedo (Parte 1)

Description

Dios no solo hace crecer nuestra fe dándonos cosas, sino también quitando otras.

El poder de Dios se muestra en mi debilidad

Cuando usted está estresado, hay dos agendas que compiten en su corazón. La primera es la de Satanás quien va a tratar de utilizar sus dificultades, en especial las dificultades económicas, como pruebas de que Dios es incompetente, o débil, o senil, o está ausente o muerto; o que ha renunciado a usted, que ya no lo ama, que probablemente nunca lo amó, y usted se ha quedado sólo para languidecer en sus luchas.

La otra agenda es la de Dios. En la medida en que uno crece en la fe cristiana, tenemos la gran sorpresa de descubrir que Dios hace que se cumplan Sus planes de salvación, no solo dándonos cosas sino también quitándonos cosas; Él nos bendice tanto con placeres como con dificultades.

San Pablo sabía tanto de abundancia como de privación y había aprendido a ver a Dios obrando en los dos escenarios. Había aprendido a dar gracias por los días de bonanza y también había aprendido el valor de sacar fuerzas de Dios cuando estaba con las manos vacías. Por lo cual, por amor a Cristo me gozo en las debilidades, en insultos, en necesidades, en persecuciones, en angustias; porque cuando soy débil, entonces soy fuerte” (2 Corintios 12:10).

Cuando se encuentre con las manos vacías, vea cómo Dios produce algo de la nada: vea el milagro del maná, el pan milagroso, que se vuelve a crear delante de usted. Puede aceptar las dificultades como una terapia que Él le da contra el materialismo. Se puede congratular porque Él le da en el momento apropiado todo lo que necesita. Hmm… lo que necesita.

Related
Dios y mi adoración
Mark Jeske
La Armadura de Dios: Orar por todos los santos
Mark Jeske
Mi Familia
Mark Jeske
Odio fraternal
Mark Jeske
"Los racistas son otros"
Mark Jeske
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple