;

No mirar atrás

00:00

Description

Cuando una puerta se cierra delante de ti, es tiempo de esperar o de tocar otras puertas diferentes.

“Cuando ya los habían sacado de la ciudad, uno de los ángeles le dijo: —¡Escápate! No mires hacia atrás, ni te detengas en ninguna parte del valle. Huye hacia las montañas, no sea que perezcas.” (Génesis 19: 17 NVI)

Después de escuchar el devocional, medita en los siguientes puntos:

Esta mañana me levanté pensando...

...en todas las puertas que hemos atravesado durante nuestra vida.

1. Seguramente hemos entrado por muchas puertas durante nuestro caminar. ¿Cómo las hemos atravesado? ¿Riendo, tristes, con miedo, alegres?

2. Cuando Noé y su familia entraron al arca, Dios cerró la puerta. No había llave, ni cerradura, solo era una puerta que Dios estaba cerrando; ellos habían pasado la línea del no retorno. Cuando Dios cierra una puerta no espera que nos devolvamos a abrirla, lo mejor que podemos hacer es no mirar para atrás como añorando el pasado.

3. Cuando el Señor sacó a Lot y su familia de la ciudad donde vivían, les hizo dos recomendaciones: no miren atrás y no se detengan en ningún lugar del Valle. Dios sigue haciendo las mismas recomendaciones hoy cuando nos saca de un lugar para otro, de un estado a otro, de una tierra a otra, de un trabajo a otro, etc.

4. Estamos en un tiempo de ejecución, dando pasos de fe. Para ejecutar debemos tener presente la sigla que hemos estamos aprendiendo: ECO. No miremos atrás, es momento de escuchar, creer y dar pasos de fe en obediencia.

5. Cuando la puerta se cierra delante de ti, es tiempo de esperar o de tocar otras puertas diferentes. Si la puerta se cerró detrás de ti es porque, sencillamente, ya tu no perteneces a ese lugar y lo que Dios tiene preparado para ti no está allí.

Please register for a free account to view this content

We hope you have enjoyed the 10 discipleship resources you have read in the last 30 days.
You have exceeded your 10 piece content limit.
Create a free account today to keep fueling your spiritual journey!

Already a member? Login to iDisciple

Related
Un mejor fruto
Pastor Mao
¿Cómo mantenernos a flote?
Pastor Mao
¿Qué perdiste de vista?
Pastor Mao
A Su tiempo
Pastor Mao
Nuevo ciclo
Pastor Mao
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple