;

No desmayes, ¡Él es fiel!

Description

En medio de la espera es necesario pegarse a las promesas de Dios y buscar ayuda en otros creyentes.

“Así que, lejos sea de mí que peque yo contra Jehová cesando de rogar por vosotros; antes os instruiré en el camino bueno y recto”, 1 Samuel 12:23

¡Dios es Fiel! No te impacientes. A Su tiempo segaremos si no desmayamos.

A pesar del grave pecado y la obstinación del pueblo de Israel, Dios nunca los desamparó. Su fidelidad a sus promesas se mantuvo firme. A pesar de todo Israel seguía teniendo el mismo valor para Dios. Entendiendo esto, el profeta Samuel dijo: “el Señor me libre de pecar contra él dejando de orar por ustedes”.

Amadas, podemos apoyarnos en las promesas de Dios. El sigue siendo fiel. Por grave y perdida que parezca tu situación, o la situación de tus hijos, esposo, padres, salud, estudios o trabajo, no desmayes. Nuestro Dios no ha dejado de socorrer. Él no se fatiga con cansancio, ni tiene oído sordo. A Su tiempo segaremos si no desmayamos.

Sigamos orando por esas causas aparentemente perdidas y Dios nos libre de descuidarlas. Desmayar es pensar que Él ya nos ha olvidado, lo cual jamás pasará. Reforcemos la guardia y busquemos otra Maestra del Bien que nos apoye, para que nuestro ánimo no se canse hasta desmayar.

Cuando no puedas más… ¡Apóyate y espera en Su fidelidad!

Oración: Padre, gracias, porque cuando mis fuerzas desfallecen y mi corazón se rinde, tú me envías ayuda de tu santuario. Ayúdame a encontrar una compañera de oración de modo que nos sostengamos mutuamente. En el nombre de Jesús, amén.

Related
¿Es Dios demasiado grande para las pequeñas cosas?
Aviva Nuestros Corazones
Cultivando un corazón agradecido en medio de la enfermedad
Aviva Nuestros Corazones
¡Menos mal que Dios no es como yo...! (Parte 1)
Wendy Bello
Desafío a dar gracias (Día 16)
Wendy Bello
Incomparable
Maestras del Bien
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple