Mentira #3: Su fe es un asunto personal

Description

La fe no es un tesoro que se guarda, es un privilegio que se comparte.

Cuando Satanás no puede impedir que alguien se convierta en cristiano, cambia al Plan B y trata de hacer que la fe de esa persona sea tan invisible como sea posible, y que su testimonio y su ejemplo sean tan ineficaces para que nadie más se contagie con el cristianismo. Por eso le dice mentiras como: “Su fe es algo puramente personal y privada; lo que usted crea no le debe importar a nadie”.

Qué necedad. Jesús dio Su vida por usted y le dio la fe para que la comparta. Esta es la verdad: Jesús les dijo a los creyentes en Mateo 5:13,14, “Vosotros sois la sal de la tierra. . . . Vosotros sois la luz del mundo”. La sal hace que la comida tenga mejor sabor, derrite el hielo de las carreteras y las aceras; la sal conserva los alimentos perecederos, produce sed. Pero hace todas esas cosas sólo cuando entra en contacto con su objetivo.

Cuando usted comparte la fe en Jesús, hace que la vida de las personas sea mejor, derrite el hielo de su corazón, preserva su vida y estimula la sed de Agua de Vida. Cuando usted comparte la fe en Jesús, le ayuda a la gente a caminar por el camino seguro de la vida, no por la senda de la muerte.

La sal y la luz espirituales sólo pueden hacer su trabajo cuando se conectan con otras personas. Rocíe hoy un poco de sal. Encienda su linterna.

Please register for a free account to view this content

We hope you have enjoyed the 10 discipleship resources you have read in the last 30 days.
You have exceeded your 10 piece content limit.
Create a free account today to keep fueling your spiritual journey!

Already a member? Login to iDisciple

Related
¿Es Él más?
Dr. Charles Stanley
¿Era Jesucristo realmente Dios?
Dr. Charles Stanley
Lo único
Gera Rueda
Vení tal como sos
Chris Mendez
Enfrentando nuestros prejuicios
Larissa Sosa-VanHorn
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple