Los administradores sabios del dinero miran hacia adelante

Description

Dios quiere que aprendamos a administrar bien el dinero, no sólo hoy, sino también pensando en el futuro. Aquí hay unos consejos.

“La sabiduría del prudente es discernir sus caminos, pero al necio lo engaña su propia necedad”, Proverbios 14:8 (NVI). 

El dinero es una herramienta que debe utilizarse para los propósitos de Dios. No debemos atesorarlo, almacenarlo o adorarlo. ¡Debemos usarlo!  Usar los recursos temporales -lo que Dios ha puesto en nuestras manos- para bien permanente. 

En la historia del administrador deshonesto pero audaz en Lucas 16:1-13, Jesús lo hizo el héroe de la historia. El mayordomo sabía que iba a ser despedido, por lo que decidió hacer algunos amigos mediante la reducción de deudas de su maestro.

¿Qué fue lo que a Jesús le agradó de este tipo? Él fue deshonesto, pero  hizo tres cosas bien, y son lecciones que Dios quiere que aprendamos y apliquemos en nuestras finanzas. 

El Mayordomo vio hacia el futuro.

La mayoría de la gente nunca ve hacia adelante cuando se trata de sus finanzas. El ahorro promedio en Europa es de aproximadamente el 12% de los ingresos y en Japón es un 25%. El ahorro promedio en los estadounidenses en el 2014 fue de -1%. ¡Gastamos un uno por ciento más de lo que ganamos! No vamos a ahorrar nada y eso no es inteligente. 

Proverbios 14:8 dice, " La sabiduría del prudente es discernir sus caminos, pero al necio lo engaña su propia necedad", (NVI). 

El Mayordomo hizo un plan.

¿Cómo sabes si tienes un plan financiero? Es realmente simple: ¿Tienes un presupuesto? Un presupuesto es simplemente planear cómo gastar. Un presupuesto le está diciendo a tu dinero dónde quiere que vaya, en lugar de que te preguntes a dónde se fue. Tienes que tener un plan. 

La Biblia dice en Proverbios 16:9 “Podemos hacer nuestros planes, pero el Señor determina nuestros pasos". 

El Mayordomo actuó rápidamente.

Lucas 16:4 dice: “Tengo que asegurarme de que, cuando me echen de la administración, haya gente que me reciba en su casa. ¡Ya sé lo que voy a hacer!”, (NVI).

El mayordomo no pospuso las cosas; él no tardó. Se puso en marcha con su plan. Él no dijo: "Algún día voy a poner mis finanzas en orden" o "Algún día voy a empezar a ahorrar para la jubilación". 

Jesús no está elogiando la deshonestidad del mayordomo pero sí su actitud, la cual dice: "Yo voy a pensar en el futuro. Voy a hacer un plan. Y voy a invertir en relaciones que beneficiará a los demás y a mí en el futuro". 

¡Eso es inteligente! Y Jesús quiere que tú hagas lo mismo cuando se trata de tus finanzas. ¿Estás gastando tu tesoro aquí en la tierra, o mirando hacia el futuro y almacenando tesoros en el cielo? 

Reflexiona sobre esto: 

  • ¿Qué hechos tienes que enfrentar para mejorar tus finanzas?
  • ¿Qué necesitas para empezar a planificar para el futuro cuando se trata de tus finanzas?
  • ¿Qué es lo que quieres lograr con tu dinero en el futuro?
  • ¿De qué manera has retrasado o pospuesto tomar medidas para mejorar el manejo de tus finanzas y ahorrar para el futuro? ¿Qué puedes hacer hoy para avanzar en esta área?


Para más recursos en español de Esperanza Diaria, haz clic aquí. 

Este devocional ©2016 por Rick Warren. Todos los derechos reservados. Usado con permiso.

Please register for a free account to view this content

We hope you have enjoyed the 10 discipleship resources you have read in the last 30 days.
You have exceeded your 10 piece content limit.
Create a free account today to keep fueling your spiritual journey!

Already a member? Login to iDisciple

Related
Prepárese para una Maratón
Dr. Andrés Panasiuk
¿Cuál es tu diagnóstico?
Edwin Castro
Preparándome para la vejez
Dr. Andrés Panasiuk
Deudas de consumo
Dr. Andrés Panasiuk
Dios, tú y el dinero (Parte 3)
Larissa Sosa-VanHorn
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple