Lo que Dios puede hacer

Description

Si has tomado decisiones que han obstaculizado el cumplimiento del propósito de Dios para tu vida, Él tiene un plan de rescate para restaurarte y volverte a encaminar.

“Antes de que yo te formara en el vientre, te conocí. Antes de que nacieras, te santifiqué y te presenté ante las naciones como mi profeta.” – Jeremías 1:5

Dios nos creó para que tengamos una vida con propósito y significado. En la lectura para hoy vemos que Dios creó a Jeremías para que fuera su profeta para las naciones. Nosotros también hemos sido creados para un propósito que agrada a Dios. Sin embargo, y lamentablemente, la mayoría de las personas viven y mueren sin descubrir para qué nacieron o para qué viven.

La palabra "propósito" habla de la intención original o el plan para el cual algo existe o se ha creado o hecho. Una vida sin propósito causa vacío interno, frustración, desánimo y desilusión. Un propósito nos motiva, nos da esperanza y un sentido de dirección para nuestras vidas. Nos da una respuesta a esa famosa pregunta de por qué existimos. Eclesiastés 3:1 nos dice: "Todo tiene su tiempo. Hay un momento bajo el cielo para toda actividad".

Es común que nos tropecemos y nos sigamos tropezando en la vida. Si has tomado decisiones que han obstaculizado el cumplimiento del propósito de Dios para tu vida, Él tiene un plan de rescate para restaurarte y volverte a encaminar. Quizás te sirva un repaso de algunos ejemplos en la Biblia acerca de cómo Dios rescató a otros.

Gedeón era un cobarde (ver Jueces 6-8). Era un joven sin visión, hasta que Dios le reveló su propósito y el plan para su vida por medio de un ángel. Gedeón se convirtió en un poderoso líder con la ayuda de Dios y Dios se refirió a él como un “hombre valiente y aguerrido" (Jueces 6:12b). También vemos a Moisés (ver Éxodo 3), quien fue declarado culpable de asesinato, pero terminó siendo un gran libertador. Solo Dios sabe lo que puede hacer con la vida de alguien. Como acabamos de ver, Dios puede usar a las personas más improbables para cumplir Sus propósitos. Lo mismo aplica a nosotros. Es posible que hayamos metido la pata a lo grande, pero Dios siempre está ahí para ayudarnos.

Y hablando de eso, no olvidemos a Saulo, más tarde llamado Pablo de Tarso (ver Hechos 8-9, 13). Como recordarás, él persiguió violentamente a los primeros seguidores de Jesús, intentando exterminarlos y extinguirles la fe. Saulo persiguió a la iglesia, "entraba a las casas, y arrastraba a hombres y mujeres y los llevaba a la cárcel" (Hechos 8:3b). Pero Dios tenía planes más grandes, mucho más grandes, para ese fariseo estridente. Dios lo haría apóstol de los gentiles, para que la Palabra de Dios pudiera extenderse a todo el mundo.

Dios transformó la vida de Pablo, y Pablo usó los talentos que ya tenía al servicio de Dios y de los demás. Glorificando a Dios y difundiendo las Buenas Nuevas de Jesucristo, Pablo entendió, por la gracia de Dios, el nuevo propósito y dirección de su vida.

Si Dios puede hacer este tipo maravillas en la vida de otros, ¿por qué no podría hacerlas en la tuya?

La respuesta es: él puede.

ORACIÓN: Padre Celestial, es fácil ver a las personas de la Biblia como irreales y olvidar que tú puedes hacer estas, y otras cosas aún más grandes, en nuestras vidas a través de tu Hijo Jesús. Ayúdanos a entender tu voluntad para nuestras vidas. En el nombre de Jesús. Amén.

Preguntas de reflexión:

1. ¿Cuál es el propósito de tu vida?

2. ¿En qué piensas cuando recuerdas que Dios puede hacer algo maravilloso con tu vida?

Por: Leroy Johnson

Please register for a free account to view this content

We hope you have enjoyed the 10 discipleship resources you have read in the last 30 days.
You have exceeded your 10 piece content limit.
Create a free account today to keep fueling your spiritual journey!

Already a member? Login to iDisciple

Related
Como los hijos de Isacar
Guillermo y Milagros Aguayo
Los grandes sueños
Luis Palau
El ministerio y el temor al hombre
John Piper
Su propósito
Bayless Conley
Esperando por ti
Pastor Mao
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple