;

La misión del Salvador

Description

Cristo tuvo un doble propósito al venir al mundo como un niño.

Leer Juan 14:6

Muchos creyentes saben que Jesucristo es el Hijo de Dios, pero debemos entender también Su misión, la manera como la cumplió y lo que eso significa para cada uno de nosotros. Cristo tuvo un doble propósito al venir al mundo como un niño: darnos una imagen tangible de quién es Dios y morir en nuestro lugar para pagar nuestra deuda de pecado.

¡Qué plan tan maravilloso! El Señor omnipotente y omnisciente había existido desde siempre (Juan 1:1, 14; 8:58), pero, por un tiempo, dejó de lado el poder y la grandeza que le pertenecían legítimamente, para convertirse en uno de nosotros. Gracias a que vino a vivir entre los hombres, podemos entender mejor a nuestro Padre celestial (Colosenses 1:15).

Por medio del sacrificio de Cristo somos invitados a una relación eterna con Dios. La Biblia dice que todos los descendientes de Adán son pecadores  (Isaías 53:6; Romanos 3:23), y que la paga del pecado es muerte (Romanos 6:23). El castigo tenía que pagarse mediante el derramamiento de sangre (Levíticos 17:11). Pero el Padre no podía aceptar nada que no fuera un sacrificio perfecto (Deuteronomio 17:1).

Por eso, el Señor, que era Dios perfecto y hombre perfecto, y ciento por ciento inocente, sufrió una muerte humillante y dolorosa para saldar la deuda que nosotros no podíamos pagar. Él era el único que podía entregar Su vida para salvarnos y tender un puente entre cada persona y el Padre celestial.

No hay ninguna manera posible de ganar la salvación. Ella es un regalo maravilloso que el Padre ofrece gratuitamente a cada uno de nosotros. La única condición es que recibamos a Jesucristo como nuestro Salvador personal y que le obedezcamos.

Related
Vivir bajo el señorío de Jesucristo
Dr. Charles Stanley
Lo que te hace feliz (Parte 5): Placer
Alejandro Mendoza
Les ha nacido
Cristo Para Todas Las Naciones
¡Jesús llevó tu debilidad!
Un Milagro Cada Día
¿Esforzarse más?
Cristo Para Todas Las Naciones
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple