La mente de Cristo

Description

Tener la mente de Cristo no es una experiencia mística; es el acto humilde de un servidor obediente.

“Haya, pues, en vosotros este sentir que hubo también en Cristo Jesús”, Filipenses 2:5

La mente de Cristo

¿Qué significa tener la mente de Cristo? A pesar de que Jesús era Dios, se humilló, se convirtió en un sirviente y obedeció hasta la muerte.

Es importante ver que la Escritura nos enseña que hemos de tener la mente de Cristo y la actitud humilde de un sirviente. La gracia de Dios es dada a aquellos que exhiben la humildad a través de sus actitudes, palabras y acciones.

El Señor Jesús experimentó la humildad por rangos, porque Él dejó los cielos y vino a la tierra como un hombre. Se mantuvo humilde en medio de la incredulidad, las acusaciones y el dolor físico, asociado con su juicio y crucifixión.

La mayoría de nosotros hemos sido humillados en circunstancias específicas; Sin embargo, el ser humilde es un acto de nuestra propia voluntad y se produce cuando servimos a los demás de manera voluntaria. Por lo general, preferimos ser servidos y hasta podríamos sentirnos merecedores, pero esto ocurre cuando no tenemos la mente de Cristo.

Así como Jesús se humilló a sí mismo para hacer la voluntad del Padre, hemos de humillarnos en obediencia a la voluntad de Dios.

Tener la mente de Cristo no es una experiencia mística; es el acto humilde de un servidor obediente.

Piensa en momentos en los que definitivamente no has tenido la mente de Cristo. Podrías enumerarlas. Luego, pide perdón por aquellos momentos. 

 

Lectura Bíblica Diaria

Job 4-7

Please register for a free account to view this content

We hope you have enjoyed the 10 discipleship resources you have read in the last 30 days.
You have exceeded your 10 piece content limit.
Create a free account today to keep fueling your spiritual journey!

Already a member? Login to iDisciple

Related
Límites que conducen a la plenitud (Parte 1)
Sixto Porras
¿Para quién está viviendo?
Bayless Conley
La Familia
Sixto Porras
Familia Creada Por Dios
Sixto Porras
La Mejor Inversión (Parte 4): La Familia
Chris Richards
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple