;

Él está lleno de compasión

Description

¿A veces evita pensar en Dios porque está muy avergonzado por ciertos aspectos de su vida?

¿Le resulta difícil orar porque se siente como un hipócrita? ¿Muchas veces ha pecado, no por ignorancia, sino a pesar de que sabe muy bien lo que hace?

¿Es posible que le tenga miedo a Dios? ¿Tiene miedo de que el día del juicio vaya a ser terrible porque usted es muy indigno? ¿Le tiene miedo a la muerte? Bueno, sepa esto: el Salvador Jesús sabía que usted necesitaba su ayuda, y por eso murió y resucitó para librarlo de la culpa que siente, de toda su culpa. Lo hizo para no darles una recompensa a los perfectos, sino para perdonar a pecadores necios como usted y yo.

En arrepentimiento y fe, lleve su culpa al pie de la cruz de Jesús. En el capítulo 15 de Lucas, Jesús nos dice que cuando el hijo pródigo regresó a su casa lleno de amargura, se humilló delante de su padre y “Cuando aún estaba lejos, lo vio su padre y fue movido a misericordia, y corrió y se echó sobre su cuello y lo besó” (versículo 20).

Ese es el abrazo de Dios que lo está esperando a usted.

Related
El cuerpo del discípulo
Dr. David Platt
La satisfacción que derrota al pecado
John Piper
Diezmar
Bayless Conley
Símbolos del Espíritu Santo: El agua
Osvaldo Carnival
Dios usa burros
Ezequiel Fattore
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple