Jesús, amado de Dios

Description

Cuando escuchamos a Jesús, el Hijo amado, también estamos escuchando a Dios el Padre.

“Este es mi hijo amado, en quien tengo complacencia” – Mateo 17:5

En Mateo 17, los discípulos fueron testigos de algo sorprendente: ven la transfiguración de Jesús. Lo ven en una forma que nadie lo había visto nunca. Ellos alcanzaron a ver a Jesús como Dios.

“Cristo era Dios y hombre; pero, en los días de su carne, él tomó forma de siervo (Filiprnses 2: 7). Puso un velo sobre la gloria de su divinidad; pero ahora, en su transfiguración, se quitó ese velo, apareciendo… en forma de Dios (Filipenses 2: 6), y dio a sus discípulos una visión de su gloria, de una forma distinta.” – Matthew Henry

Y entonces oyeron la voz de Dios Padre diciendo: “Este es mi Hijo amado, con quien tengo complacencia; escúchenlo.” Es algo que el Padre había dicho antes, en el bautismo de Jesús, pero esta vez le agrega algo más. Él dice, “… escúchenlo.”

El Padre sabe que cuando escuchamos a Jesús, el Hijo, también estamos escuchando a Dios el Padre. Son distintos y sin embargo son Dios. Es como si sus corazones latieran como uno, porque su voluntad y sus deseos están en perfecta unidad.

¿Por qué el Padre quiere que escuchemos su Hijo? Porque sólo en Él es que encontramos la salvación.

¿Quieres ser libre? ¡Entonces escucha a Jesús!

¿Quieres estar en paz? ¡Entonces escucha a Jesús!

¿Quieres estar satisfecho? ¡Escucha a Jesús!

¿Quieres ser feliz en todas las circunstancias? ¡Escucha a Jesús!

David era grande, pero también metió la pata magníficamente. A pesar de los pecados bastante terribles de David, se le consideraba un hombre conforme al corazón de Dios – no porque él era mejor que nosotros – sino por pertenecer a Aquel que es mejor en todos los sentidos.  

En Jesús se encuentra todo lo que necesitamos para la vida y la piedad, y es por escuchar a Jesús, el verdadero hombre conforme al corazón de Dios, que nosotras también podemos ser llamadas mujeres “conforme al corazón de Dios.”

Por Jen Thorn

 

Please register for a free account to view this content

We hope you have enjoyed the 10 discipleship resources you have read in the last 30 days.
You have exceeded your 10 piece content limit.
Create a free account today to keep fueling your spiritual journey!

Already a member? Login to iDisciple

Related
7 Maneras en que la crucifixión de Jesús te impacta hoy
Nancy DeMoss Wolgemuth
El perfil idóneo
Maestras del Bien
No tires la toalla
Itiel Arroyo
El poder para perdonar
Bayless Conley
Ricos o pobres
Bayless Conley
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple