Humor de reina

Description

Una lengua afilada, junto a un corazón triste, pueden hacer un daño mortal a una relación.

En general, Dios diseñó a los hombres con cuerpo más grande y mayor masa muscular; pero, desde luego, no dejó indefensas a las mujeres. La mayoría de las mujeres, además de su belleza, están equipadas con una lengua que puede cortar como un puñal. Ese afilado cuchillo oral, unido a un corazón triste y a los cambios de humor, le puede causar gran daño a una relación.

“Mejor es vivir en tierra desierta que con la mujer pendenciera e irascible”, escribió Salomón (Proverbios 21:19). “Gotera continua [son] las contiendas de la mujer” (Proverbios 19:13). Memorando para las esposas: tengan cuidado con su lengua. Las palabras amargas, una vez pronunciadas, no se pueden hacer regresar por la garganta. Ustedes tienen el poder de usar las palabras para destrozar a un hombre y después pueden notar que no vuelve a ser el mismo.

Tampoco lo regañe; usted no puede hacer que su esposo cambie, sólo él puede cambiarse, y si usted le hace sentir vergüenza, él se resistirá por rencor. Si usted siempre lo hace sentir humillado, él logrará que usted olvide sus esperanzas. Exáltelo y el abundará en las más altas alabanzas para usted. Así como Cristo la ha tratado mejor de lo que merece, suavice esa lengua y háblele a su esposo mejor de lo que merece.

Please register for a free account to view this content

We hope you have enjoyed the 10 discipleship resources you have read in the last 30 days.
You have exceeded your 10 piece content limit.
Create a free account today to keep fueling your spiritual journey!

Already a member? Login to iDisciple

Related
Cultura del Perdón
Frank López
Yo no soy esa mujer
Wendy Bello
Danza Maestra (Parte 1)
Guillermo y Milagros Aguayo
Para que el amor crezca
Sixto Porras
Familias restauradas
Osvaldo Carnival
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple