Fijando límites

Description

Por más buenas y nobles intenciones que tengamos, nuestras acciones deben estar condicionadas por lo que la Biblia nos permite hacer.

“…ni participes en pecados ajenos, consérvate puro”, 1 Timoteo 5:22b

No hay lugar a dudas, el hombre necesariamente debe vivir interactuando con los demás, esto es parte de su desarrollo. Los lazos afectivos que se forman como producto de esta interacción hace que la vida se vuelva compleja, ¿Por qué? Porque cuando se presenta el momento en que debemos ayudar a otros, poder entender qué cosas podemos hacer sin que lleguemos a pecar es muy complicado muchas veces, pues nuestros sentimientos intervienen alterando nuestra claridad de pensamiento.

El ejemplo de Safira en Hechos 5:1-11 nos hace claro lo que venimos diciendo. Ella consideró muy importante ser fiel a lo acordado con su esposo sin pensar en lo incorrecto de su acción, pues estaba basada en el engaño, lo cual es pecado. Esto muestra la importancia que tienen los límites.

Imaginemos que estamos haciendo un bizcocho. Todo está hecho conforme a la receta y ha llegado el paso en que vamos a hornearlo. Necesariamente tendremos que vaciar la masa en un molde el cual determinará, como consecuencia directa, la forma del bizcocho y establecerá su límite. Esto mismo hace la Palabra, define límites y la manera en que debemos ser.

Cuando Pablo le dice a Timoteo: “ni participes en pecados ajenos, consérvate puro” (1 Timoteo 5:22b), le advertía que cuidara que todos sus actos estuvieran condicionados por lo que la Escritura enseña y a los límites permitidos. Él tenía que estar alerta a no alejarse del mandamiento, ni traspasarlo.

La obra del Espíritu Santo es guiar nuestras vidas por medio de la Palabra para enseñarnos cómo debemos ser, para poder fijar los límites de hasta donde debemos llegar. En otras palabras, el Espíritu usa la Escritura como un molde para darle forma a nuestras intenciones y sentimientos. Ese es nuestro límite. Por más buenas y nobles intenciones que tengamos, nuestras acciones deben estar condicionadas por lo que la Biblia nos permite hacer.

Oración: Señor ayúdanos con tu Espíritu y por medio de tu Palabra a discernir, comprender y poner en práctica todo cuanto nos indicas. Sabemos que eres quien sabe lo que nos conviene y lo que es mejor. Gracias por tu dirección. En Cristo Jesús te lo pedimos, amén.

Por Rosa Glennys Rodríguez

Please register for a free account to view this content

We hope you have enjoyed the 10 discipleship resources you have read in the last 30 days.
You have exceeded your 10 piece content limit.
Create a free account today to keep fueling your spiritual journey!

Already a member? Login to iDisciple

Related
Nuestro tiempo
Dr. Charles Stanley
¿Qué significa una vergüenza adecuada?
John Piper
En estas cosas PENSAD
Ama a Dios Grandemente
Labrando la Tierra del Corazón: Adoración
Primeros15
Inteligencia Espiritual
Living Room
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple