Enfoque en la espera

00:00

Description

Cuando nos desenfocamos terminamos desviando nuestra adoración y usando de manera incorrecta todo lo que un día fue para Dios.

“Al ver los israelitas que Moisés tardaba en bajar del monte, fueron a reunirse con Aarón y le dijeron: Tienes que hacernos dioses que marchen al frente de nosotros, porque a ese Moisés que nos sacó de Egipto, ¡no sabemos qué pudo haberle pasado! Aarón les respondió: —Quítenles a sus mujeres los aretes de oro, y también a sus hijos e hijas, y tráiganmelos. Todos los israelitas se quitaron los aretes de oro que llevaban puestos, y se los llevaron a Aarón, quien los recibió y los fundió; luego cinceló el oro fundido e hizo un ídolo en forma de becerro. Entonces exclamó el pueblo: «Israel, ¡aquí tienes a tus dioses que te sacaron de Egipto!» Cuando Aarón vio esto, construyó un altar enfrente del becerro y anunció: Mañana haremos fiesta en honor del Señor. En efecto, al día siguiente los israelitas madrugaron y presentaron holocaustos y sacrificios de comunión. Luego el pueblo se sentó a comer y a beber, y se entregó al desenfreno. Entonces el Señor le dijo a Moisés: —Baja, porque ya se ha corrompido el pueblo que sacaste de Egipto. Demasiado pronto se han apartado del camino que les ordené seguir, pues no solo han fundido oro y se han hecho un ídolo en forma de becerro, sino que se han inclinado ante él, le han ofrecido sacrificios, y han declarado: “Israel, ¡aquí tienes a tu dios que te sacó de Egipto!” – Éxodo 32 : 1-8 NVI

Después de escuchar el devocional, medita en los siguientes puntos:

Esta mañana me levanté pensando...

…en la frustración que podemos sentir cuando no logramos la meta que tanto anhelamos; no solo un buen deseo nos alcanza para llegar hasta la visión.

1. Existen muchas personas que cuando las escuchamos hablar, sus declaraciones son de mucha fe y de buenos deseos, pero cuando observamos sus acciones no son nada congruentes con lo que han dicho; en otras palabras, dicen algo, pero hacen otra muy distinta, esto sucede porque hay un deseo, pero sin enfoque.

2. Cuando el pueblo de Israel sale de Egipto y Moisés sube a enfocarse con Dios durante 40 días, él le dice a su hermano Aarón y al pueblo que lo esperen; sin embargo, el pueblo se desesperó y al ver que él se tardaba comenzaron a desenfocarse; su fe y su obediencia no les alcanzó para ver un poco más y no supieron esperar. Por lo general a toda persona sin enfoque se le agota la paciencia.

3. Aarón perdió el enfoque, pero David siempre tuvo sus ojos puestos en Dios. Por eso nunca se dejó llevar por sus hombres ni por las voces que escuchó a su alrededor, a diferencia de Aarón que se dejó desenfocar por las personas que se acercaron a él al ver que Moisés tardaba.

4. Los desenfocados terminan haciendo cosas que no deben y que van en contra de sus principios y de fe. Aarón planteó una idea al pueblo, fue su estrategia y un plan desenfocado. Dirigieron su mirada y su corazón hacia un objetivo equivocado. Aquí vemos a un líder marchar de acuerdo con lo que el pueblo dice, solo por haber perdido su enfoque.

5. La historia de Aarón junto al pueblo de Israel nos enseña que cuando nos desenfocamos terminamos desviando nuestra adoración y usando de manera incorrecta todo lo que un día fue para Dios; esto no es otra cosa que nuestro trabajo, dinero, logros, estudio, etc.  Todo lo que alguna vez se mantuvo en el lugar de adoración a Dios por el enfoque que teníamos, hoy puede cambiar si nos desenfocamos.

Please register for a free account to view this content

We hope you have enjoyed the 10 discipleship resources you have read in the last 30 days.
You have exceeded your 10 piece content limit.
Create a free account today to keep fueling your spiritual journey!

Already a member? Login to iDisciple

Related
Cuando el plan de Dios no tiene sentido
Bayless Conley
Empieza a caminar
Pastor Mao
No mirar atrás
Pastor Mao
¿Cómo mantenernos a flote?
Pastor Mao
A Su tiempo
Pastor Mao
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple