El síndrome de las riquezas

Description

Un cristiano debe estar dispuesto a renunciar a todo lo que considera es su derecho y aceptar el plan de Dios.

“¿Quién eres tú, oh hombre, que le contestas a Dios? ¿Dirá acaso el objeto modelado al que lo modela: Por qué me hiciste así?”, Romanos 9:20

Muchos cristianos han llegado a la conclusión de que como la pobreza no es normal, las riquezas deben serlo. Por lo tanto, han asumido que Dios tiene que hacerlos ricos para proteger Su propia imagen.

Luego, la mayoría se dedica de una manera totalmente secular a acumular lo que se supone que sea un testimonio cristiano. Si Dios no provee de acuerdo a Su plan preconcebido, racionalizan que el fin justifica los medios y "lo ayudan".

¿Y qué si no tienen una vida de oración personal o estudio bíblico? Después de todo, ¡sólo piensa en el testimonio que Dios obtendrá por su "éxito"! Y a pesar de que sus hijos no tienen mucha guía de sus padres, sí obtienen las mejores "ventajas" posibles.

Otros tratan de manipular a Dios para que trabaje por ellos. Dan, pero por lo general lo hacen para recibir. Continuamente demandan "más" y "mejor", mientras que fervientemente tratan de convencer a otros que es normal. Rara vez, o nunca, se detienen a considerar el plan de Dios por temor a que no coincida con su concepto de la prosperidad.

Hay un gran peligro en ver a Dios sólo a través de ojos mundanos, porque luego todas las riquezas y todas las bendiciones se miden en función a lo que Dios puede hacer por nosotros, en lugar de lo que podemos hacer por Dios.

Para ser un éxito espiritual, un cristiano debe estar dispuesto a renunciar a todos los derechos y aceptar el plan de Dios. Por necesidad, Dios colocará creyentes en cada nivel (nivel de ingresos) en la sociedad para atender a los que les rodean.

 

Lectura Bíblica Diaria

Romanos 1-3

Please register for a free account to view this content

We hope you have enjoyed the 10 discipleship resources you have read in the last 30 days.
You have exceeded your 10 piece content limit.
Create a free account today to keep fueling your spiritual journey!

Already a member? Login to iDisciple

Related
Nuestro Dios de gracia
Dr. Charles Stanley
Podemos construirlo (Parte 3): Uno entra, todos entran
Chris Mendez
La obediencia a la autoridad civil
Bayless Conley
Cómo luce vivir en libertad
Ama a Dios Grandemente
Nunca Falla: Cómo saber si me ama
Andrés Spyker
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple