;

¿Dónde pones la mira?

Description

Aunque el pasado esté lleno de pecado y errores, Dios nos llama a un nuevo comienzo a través de la sangre de su Hijo.

Puesto que ustedes ya han resucitado con Cristo, busquen las cosas de arriba, donde está Cristo sentado a la derecha de Dios. Pongan la mira en las cosas del cielo, y no en las de la tierra. Porque ustedes ya han muerto, y su vida está escondida con Cristo en Dios. Cuando Cristo, que es la vida de ustedes, se manifieste, entonces también ustedes serán manifestados con él en gloria. – Colosenses 3:1-4

¿Quiénes han ejercido una influencia poderosa y duradera en tu vida? Quizás te hayan sorprendido con su gracia... su talento... su imaginación... o incluso con su misericordia. ¿Su misericordia? ¿Alguna vez has visto la misericordia en acción? Sucede. Sucede cuando el dueño del auto perdona al vecino adolescente que golpeó de refilón su auto estacionado. O cuando la mujer perdona al trabajador de la lavandería que arruinó el vestido que tanto le gustaba.

Esas personas que van más allá de lo que generalmente esperamos de los seres humanos nos impresionan, ¿no es cierto? Nos muestran una manera de reaccionar que sale de lo común. Cuánto debe haber impactado esta cualidad inesperada al apóstol Pablo cuando Jesús se encontró con él y le mostró misericordia de una manera que ni merecía ni esperaba.

Después de su conversión en el camino a Damasco, seguramente el apóstol Pablo tuvo que luchar con la culpa que sentiría por su previa persecución y menosprecio de los cristianos, y su forma intimidante de avivar la mala voluntad de otros en su contra y aprobar su ejecución. ¡No es fácil salir de ese pasado! Por más que Pablo supiera que sus pecados habían sido perdonados en la cruz, el mundo es un capataz brutal que trata de ahogarnos y condenarnos con nuestros fracasos anteriores.

Es por ello que Pablo le dice a la iglesia en Colosas (y a nosotros) que busquemos las cosas de Cristo, que está a la diestra de Dios. Allí es donde Pablo debía ir, y seguramente allí iba todos los días. Allí es donde encontraba confirmación de su nueva vida y donde dejaba atrás su vida anterior, muerta en la cruz, "escondida con Cristo en Dios". Pablo sabía que, aunque su vida anterior estaba plagada de pecado e ignorancia, Dios lo había reclamado a través de la sangre de su Hijo para un nuevo comienzo.

Y ese nuevo comienzo puede ser tuyo también. Busca "las cosas de arriba, donde está Cristo" y confía en él para tu redención.

ORACIÓN: Señor Jesús, gracias por darnos nueva vida a través de tu muerte en la cruz. Ayúdanos a ser cada vez más como tú. En tu nombre. Amén.

Para reflexionar:

1. ¿Qué puedes hacer para recordar que busques primero y siempre "las cosas de arriba"?

2. ¿Qué verdades del texto bíblico de hoy vas a compartir con otra persona?

Por: Paul Schreiber

Please register for a free account to view this content

We hope you have enjoyed the 10 discipleship resources you have read in the last 30 days.
You have exceeded your 10 piece content limit.
Create a free account today to keep fueling your spiritual journey!

Already a member? Login to iDisciple

Related
La mejor forma de esclavitud
John Piper
Cultura de la resurrección (Parte 1)
Primeros15
Infinito (Parte 2)
Chris Richards
La gracia como estilo de vida
Primeros15
Casas del Espíritu Santo
Cristo Para Todas Las Naciones
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple