Cumplan juntos la misión

Description

Dios no te mandó a que cumplieras la Gran Comisión por sí solo.

“Están firmes y unidos en un mismo espíritu y propósito, luchando juntos por la fe, es decir, las Buenas Noticias”, Filipenses 1:27 (NTV). 

Fuiste hecho para una misión. Dios quiere que compartas Su amor con otras personas (tus amigos, familiares y las personas con las que trabajas) que no pertenecen a Su familia. 

¿Por qué quiere que hagas esto?  Porque Dios quiere que todos estén en Su familia. Dios no creó a ninguna persona a la que no ame y para la cual no tenga un propósito. Dios nunca creó a una persona por la cual Jesús no haya muerto. Así que Dios quiere que compartamos esas Buenas Noticias. 

Pero no estás solo. Dios quiere que cumplas esa misión con otras personas. Filipenses 1:27 dice, “Están firmes y unidos en un mismo espíritu y propósito, luchando juntos por la fe, es decir, las Buenas Noticias”. 

¿Cómo compartes con tus amigos que Dios los ama? ¿Y cómo lo haces en compañía de otras personas? Lo haces a través de tu grupo pequeño o de estudio. 

Primero, oran juntos. Le pides a los miembros de tu grupo que oren por tus amigos que no tienen una relación con Dios. No puedes forzar a nadie a tener una relación con Dios, pero puedes orar por ellos. Tus amigos pueden rechazar tus argumentos o se pueden negar a escuchar tu lógica. Pero están indefensos contra tus oraciones. Estas van directo a sus corazones. 

La Biblia dice en Colosenses  4:3, “Oren también por nosotros, para que el Señor nos abra las puertas y prediquemos la palabra”, (RVC). 

¿Sabes lo que pasa cuando oras por oportunidades? ¡Comienzas a ver oportunidades por todas partes! La oración te pone alerta. Cuando comienzas a orar por tu familia, comienzas a ver las necesidades de tu familia. Cuando comienzas a orar por tus compañeros de trabajo, comienzas a preocuparte por ellos. 

Y, al comenzar a conocer mejor a las personas que te rodean, comienzas a tener un mismo interés y creas oportunidades para compartir el Evangelio con ellos. 

Antes de que puedas compartir las Buenas Nuevas con otros, tienes que establecer una relación con ellos. ¿Cuáles son sus experiencias comunes, intereses o necesidades? Habla con las personas de tu grupo de estudio acerca de las cosas que les gustan hacer y luego pregunta, “¿A quiénes conocemos que también disfrute esto y todavía no sea creyente? ¿Quién puede invitarlo a que nos acompañe?” 

En la Iglesia de Saddleback hay un grupo donde todos son fanáticos del equipo de fútbol de San Diego. Cada uno del grupo compró entradas para los partidos de la temporada de este equipo. Y juntos compraron dos entradas extras. Cada vez que van a un partido, invitan a dos personas nuevas a ir con ellos y al final les dicen, “¿Lo disfrutaste? Este mismo grupo se junta los jueves en la noche en la casa de Bob. ¿Te gustaría acompañarnos?” 

Dios va a proveerte de oportunidades e ideas como éstas. Comienza a orar por ello en tu grupo pequeño y abre tus ojos a las personas a tu alrededor con quienes puedes servir juntos.

Reflexiona sobre esto: 

  • ¿Cuáles son los beneficios de evangelizar en grupo?
  • ¿Cómo las personas pueden reaccionar diferente al invitarlas a la iglesia o a un grupo pequeño cuando estás en un ambiente que es familiar y confortable para ellos?
  • ¿Por quién en tu familia, amigos o compañeros de trabajo te está guiando Dios a orar? ¿Cómo puedes conocer mejor a esa o esas personas al compartir sus mismos intereses?


Para más recursos en español de Esperanza Diaria, haz clic aquí. 

Este devocional ©2016 por Rick Warren. Todos los derechos reservados. Usado con permiso.

Please register for a free account to view this content

We hope you have enjoyed the 10 discipleship resources you have read in the last 30 days.
You have exceeded your 10 piece content limit.
Create a free account today to keep fueling your spiritual journey!

Already a member? Login to iDisciple

Related
Siembra desinteresadamente y cosecharás vida eterna
Pastor Rick Warren
La gracia de Dios es para todos
Pastor Rick Warren
Corriendo con los Gigantes (Parte 9): Jesús
Juan Vereecken
La prueba de que amas a Dios
Gera Rueda
¿A quién tendremos?
Gera Rueda
Follow Us

Want to access more exclusive iDisciple content?

Upgrade to a Giving Membership today!

Already a member? Login to iDisciple